Tener una piel humectada y protegida también es para hombres

De forma equivocada, solemos creer que el cuidado de la piel no es tema de importancia para los hombres o simplemente aún tenemos en mente la idea de que a ellos no les gusta invertir tiempo en estos cuidados porque requieren mucha dedicación.

Sin embargo, esto es erróneo, pues también les gusta lucir bien, cuidarse y tener un ritual propio. Además, hay productos especializados que se volverán sus aliados para esta tarea y rutinas muy prácticas que les permitirán cuidarse sin tanto esfuerzo.

Un ejemplo de esto es la línea Drops of Youth® de The Body Shop, que incluye la Espuma Limpiadora Suave, el Concentrado y la Crema Hidratante para el día a día. La línea está hecha con ingredientes 100% de origen natural que además de darle a cualquier tipo de piel el trato que se merece, también emplea métodos de producción responsables con el medio ambiente y con los productores. Y lo mejor es que con su uso diario, cada uno estará creando su propia rutina de cuidado facial sin tener que invertir horas en ella.

De la mano de la Cosmetóloga Alejandra Rabiela aquí te lo explicamos: 

01. Prepara la piel

Es indispensable comenzar a exfoliar la piel por lo menos una vez por semana para evitar vellos enterrados o aparición de brotes que impidan el paso del rastrillo. The Body Shop ofrece diversas opciones de exfoliantes que te ayudarán a tener el correcto desprendimiento de las células muertas acumuladas. 

Cortesía: The Body Shop
02. Rasurado fácil

Maneras de afeitarse puede haber muchas, pero para disfrutar y evitar las molestas irritaciones, lo mejor será remojar el área a rasurar con agua tibia antes de comenzar con el rastrillo, esto ayudará a humectar la piel y hacer que los poros se abran, lo que hará que el paso de las navajas sea más suave. Y para hacer aún más efectivo este momento, el gel de afeitar con raíz de Maca y Aloe Vera de The Body Shop es un gran aliado, pues gracias al aloe y al mentol que contiene se refrescará la piel, y hará de este proceso algo de unos cuantos minutos. Para terminar, se recomienda enjuagar el rostro con agua tibia y dar unas cuantas palmaditas con una toalla para asegurar la frescura y tersura de la piel durante todo el día. 

Cortesía: The Body Shop
03. Limpieza profunda

Sabemos que a veces el día a día puede ser muy vertiginoso, sin embargo, es importante que la piel, sobre todo la del rostro, se mantenga limpia y fresca en todo momento. Por ello, usar un producto que lo haga a profundidad es fundamental para dejarla fresca, suave y renovada. La espuma facial limpiadora de la línea Drops of Youth® de The Body Shop es una excelente opción para incluir en este paso, cumple con la función de brindar limpieza y frescura, además de contar con una textura gentil para la piel.

Y si además sumamos a esta espuma el Concentrado Drops of Youth®, tendremos una piel mucho más limpia, pues sus ingredientes antioxidantes y de origen natural la protegen de la contaminación, especialmente de las partículas PM 2.5 y PM 10 provenientes de los escapes de los vehículos y de la quema de combustibles.

Cortesía: The Body Shop
04. Solo un poco basta

Para concluir con la rutina de cuidado de la piel, se debe aplicar la crema hidratante de la colección Drops Of Youth® de The Body Shop,  sólo bastará con usar una cantidad tan pequeña como un chícharo para esparcir sobre la piel la hidratación que necesita para todo el día, además de que proporcionará los nutrientes necesarios para darle más vitalidad. 

Cortesía: The Body Shop

Sin duda, esta rutina de cuidado para la piel junto a la línea Drops Of Youth® de The Body Shop es ideal para romper con la idea de que el skincare es complicado y que se requiere de muchos productos para proteger la piel y sentirla más humectada que nunca.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Related Posts
Total
0
Share