Un grupo de chefs mexicanos viaja a España para conocer el proceso del Jamón Ibérico

Experiencias sensoriales, clases magistrales de corte, degustaciones y visitas culturales guiadas han completado las jornadas de este viaje experiencial en el que han podido despertar su “Sentido Ibérico”.

Una raza necesita años para consolidarse, una encina necesita décadas para dar bellota, una tradición necesita siglos para transmitirse. Un Jamón Ibérico mucho tiempo para convertirse en un producto de culto. La mejor forma de llegar a entender lo que significa este producto es sumergirse en el proceso, visitar el territorio donde se produce, hablar con las personas que dedican su vida a su elaboración.

En este sentido, en el marco de la campaña internacional de promoción “Jamones Ibéricos de España. Embajadores de Europa en el Mundo” (impulsada por ASICI y la UE), se ha puesto en marcha un viaje de estudio en el que siete de los chefs mexicanos más influyentes como lo es Carlos Gaytán, Daniel Ovadía, Dante Ferrero, Paco Campuzano, Pedro Abascal, Benito Molina y César de la Parra han recorrido nuestro país para conocer in situ el proceso de elaboración de este producto admirado en todo el mundo, concretamente han visitado las zonas de producción de los Pedroches (Córdoba) y Jabugo (Huelva).

Cortesía: JIAWP
01. Una experiencia inmersiva en torno al ibérico

Del 15 al 20 de febrero, la delegación de los chefs mexicanos se ha sumergido en la cultura del Ibérico a través de vistas a dehesas, fincas, secaderos y bodegas naturales, así como por medio de actividades divulgativas y experienciales impartidas por reputados chefs como Mario Sandoval, embajador mundial del Jamón Ibérico y un enamorado de este producto gourmet.

Cortesía: JIAWP
02. Pasión y dedicación sobre el terreno

Un viaje ideado para que pudieran coincidir con la época de la Montanera (última fase de la cría del cerdo ibérico de bellota) donde han podido descubrir la Dehesa, uno de los ecosistemas sostenibles más antiguos del mundo, un paraíso terrenal de 3,5 millones de hectáreas ejemplo de economía verde y circular. 

Los chefs también han recorrido campos y granjas descubriendo los cuidados excepcionales y la alimentación que recibe una raza única que solo puede nutrirse con los mejores recursos naturales. Una dieta cuidada con esmero siempre bajo el Modelo de Producción Europeo, el más exigente del mundo en materia de bienestar animal, trazabilidad y sostenibilidad.

Cortesía: JIAWP
03. Rendidos a un producto de culto

Amante del street food, el chef César de la Parra, al frente del influyente grupo Carolo, se ha enamorado durante el viaje de lugares mágicos como la dehesa. “Uno entiende algo en el momento en el que se lo enseñan. El respeto, el cariño, el amor que se le tiene al producto, la crianza, el orgullo,… Yo siento lo mismo con mis tacos. Me llevo una masterclass de lo que representa el Jamón Ibérico…”, ha subrayado Parra. 

En este sentido, el chef Benito Molina, al frente de Manzanilla (uno de los locales más emblemáticos de Latinoamérica), también se ha mostrado asombrado por un proceso de elaboración con tintes de ritual como el del Jamón Ibérico. 

Ver el trato que reciben y cómo viven en este ecosistema legendario es lo que más me ha impactado. Para llevar un pedazo de España a México he puesto una pieza de Jamón Ibérico en mi restaurante.

Benito Molina
04. México, uno de los mejores destinos para el jamón ibérico

“Jamones Ibéricos de España, Embajadores de Europa en el Mundo”, la campaña de promoción internacional más ambiciosa impulsada por el sector Ibérico hasta la fecha, con el apoyo decidido de la UE, desarrolla en México una potente batería de acciones divulgativas y experienciales que situarán al Jamón Ibérico en el “top of mind” de los consumidores aztecas.

Cortesía: JIAWP
Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Related Posts
Total
0
Share